13 nov. 2007

Mojave - Kingman

En realidad, la etapa completa es Barstow - Kingman, pero había tantas cosas interesantes y tantas fotos, que la he separado en dos entradas del blog.
Esta entrada tendría que estar escrita antes del fin de semana, pero no pudo ser, así que sin más, allá voy:


Después de comer, nos pusimos rumbo a Oatman, un antiguo pueblo minero prácticamente abandonado donde unos pocos han decidido mantener abiertas algunas tiendas de recuerdos inspiradas en aquel tiempo minero.

Al abandonar la autopista, nos dirigimos a cruzar el río Colorado, y la verdad, uno no puede evitar recordar todas esas películas de sobremesa de indios y vaqueros cruzando ese mismo lugar, y en un período más reciente, punto obligado para los buscadores de oro.
Cruzado el río Colorado cambiamos de estado, ya estamos en Arizona. Paramos en un pueblo minúsculo para descansar y hacer una llamada importante, pero en este lugar tan remoto los móviles no tienen cobertura ¿para qué necesitan los móviles los vaqueros?

Blanquita en la aldea

Así que ni cortos ni perezosos, nos dirigimos a lo que hace un siglo debía ser el saloon del pueblo y nos metemos en el Silver Dollar. No hice una foto de la fachada del local, porque la verdad, estaba un poco preocupado por el lugar, pero prometo que tenía las puertas móviles a media altura por la que entran los forasteros en el lejano oeste.
Entramos y, por supuesto, las miradas de los lugareños se dirigen a nosotros y bendito sea el momento en el que me compré la cazadora Harley Davidson -no hay nada más americano- y eso es bueno, cuando un extranjero entra en un lugar así. A la izquierda, la mesa de billar con un par de jugadores y a la derecha, la barra, con la camarera y un par de tipos con gorra, enrojecidos por el sol y barba blanca.
Pregunto por un teléfono público y me dirigen a él, un poste al otro lado de la calle, no sin antes preguntar: ¿qué les trae por aquí?, no en serio, no me preguntaron eso, enseguida notaron que no éramos del barrio y directamente nos preguntaron de dónde veníamos, mi respuesta, bastante rápida, venimos del otro lado del atlántico, para hacer la route66.
Nos dejan marchar, sin necesidad de llamar al sheriff, menudo respiro.

Os muestro la foto en la que se adivina el local:
Aldea
No se ve la entrada, pero es ahí, en el Silver Dollar donde entramos.

Encontramos la cabina, pero no logramos hacerla funcionar y encima se queda con medio dólar la muy...
Cabina telefónica en Aldea
Afortunadamente, junto al teléfono sí tenemos cobertura y podemos hacer la llamada.

Mientras esperamos, gente del grupo nos adelanta:

Riders aldea del desierto

Seguimos por la carretera a ninguna parte que nos tiene que llevar a Oatman, y nos topamos, en un descampado con ésto:

Goldwing Trike
Dos preciosas Honda GoldWing transformadas en Trikes propiedad de un matrimonio de Arizona, que, digamos, no eran precisamente unos jovencitos.

Llegamos a Oatman, y la verdad hasta que te encuentras con la parte turística, lo único que se ven son casas abandonadas y chatarra oxidada, muy propio de un sitio llamado "Ghost Town".

En este momento, paréntesis para los que les gustan los videojuegos: ¿Recordais el nombre de la organización maligna del juego Half Life? Se llama Black Mesa y es el nombre del macizo montañoso que hay al sureste de Oatman; Pongo la imagen de google maps, aunque no figura el topónimo ahí, pero es fácilmente distinguible porque se ven oscuras en la foto:

Ver mapa más grande

Roca de Black Mesa

Fotos en Oatman:
Tienda en Oatman

Oatman

tren minero en Oatman

Después de esta visita, tenemos que cruzar las montañas por una carretera que nos han advertido que es muy estrecha, tiene grava, pendiente, etc.
Las tres motos nos separamos para que cada uno lleve el ritmo con el que se sienta cómodo y ya no paramos hasta estar al otro lado.

Long way

Antigua Gasolinera

Roca 2

En esta antigua gasolinera donde paramos, el baño era esa caseta que se ve en la foto:

Baño-caseta


Un rato más de darle zapatilla a la moto...
Rider in Motion

Y llegamos a Kingman:
Hotel en Kingman

No hay comentarios: